5 maneras de mostrar desacuerdo con alguien de manera respetuosa

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, promedio 5,00 de 5)
Cargando…

Todos tenemos nuestras diferencias, está claro que cada uno tiene posturas y maneras de ver la vida que no siempre tendrán el visto bueno de todos. Sin embargo, esto no significa que no podamos encontrar una manera de mejorar la manera en que expresamos ese desacuerdo, ya que muchas veces nos dejamos llevar por la ira y terminamos peleando por algo que pudo haberse resuelto con un poco más de flexibilidad.

Esto ocurre en todos los ámbitos de nuestra vida, pero uno de los que más puede verse afectados es nuestra carrera, nuestro trabajo. Una discusión con un compañero por no estar de acuerdo en cómo hacer una presentación puede tornarse en una pesadilla si no sabemos controlarnos ni manejar nuestras emociones.

Descubre 5 maneras de mostrar tu desacuerdo sin crear más disputas ni conversaciones caldeadas.

Cómo evitar conflictos en el ambiente laboral

5 estrategias para mostrar tu desacuerdo respetuosamente

1. Empieza señalando lo bueno

Si comenzamos una conversación con lo negativo, no hay marcha atrás, pero si comenzamos señalando las cualidades positivas de la otra persona, el encuentro verbal puede ser más fructífero.

La otra persona también tiene buenas razones para defender su punto de vista. Reconócelos y desde allí podréis partir para construir algo nuevo, aunque no sea lo que tú hayas pensado en un principio o no se ajuste del todo a tus gustos. El trabajo en equipo trata básicamente de ser respetuoso.

 

Ser más respetuoso al señalar lo bueno de la otra persona

2. No acuses, di cómo te sientes

Uno de los errores más comunes es acusar al otro antes de expresar nuestros sentimientos. Está claro que hay razones para sentirnos incómodos o inseguros, pero esa no es excusa para apresurarnos a acusar a la otra persona.

Una sugerencia o preocupación es mejor recibida si nos expresamos correctamente. Una buena manera de hacerlo es sacando a flote nuestros sentimientos en vez de los errores del otro. Expresar nuestro miedo o nuestras dudas acerca de una propuesta puede hacer que la otra persona nos explique el porqué esa propuesta debe ser de cierta manera y no de otra.

Cómo expresar un desacuerdo de forma respetuosa

3. Enfócate en los hechos, no en tu frustración

Cuando estamos molestos en el trabajo, todo en lo que podemos pensar es en cuánto tiempo nos tomará arreglar un error o mejorar una situación. Pero no desesperes, haz una lista mental de los hechos ocurridos y las posibles consecuencias de manera profesional y educada.

No hay necesidad de caldear los ánimos ni de señalar culpables. Un argumento lógico y sustentado en los hechos es más confiable que una queja producto de una molestia o frustración repentina.

Ser más respetuoso implica concentrarse en los hechos

4. Escucha atentamente

Una cualidad elemental que debes desarrollar es escuchar al otro. Escucharlo sin interrumpirlo, sin esperar tu turno para responder. Muchas personas solo pretenden escuchar para poder responder con algo fuerte e hiriente, y no debe ser así.

Una buena relación en el trabajo depende de cuánta capacidad tengan los profesionales para comunicarse bien y colaborar en base a ella. Puedes aprender mucho de alguien solo con escucharlo, ¡no lo olvides!

Estrategias para mostrar educadamente tu desacuerdo

5. Cuando llegue el momento, déjalo ir

De vez en cuando, un acuerdo respetuoso no será logrado. Sin embargo, podemos elegir dejar nuestro ego a un lado y hacer las paces. Alguien debe dar su brazo a torcer, y ¿por qué no tú? La próxima vez tendrás más suerte. No te enganches por siempre en un solo tema o asunto.

Tampoco es bueno fingir. No estás obligado a estar de acuerdo con alguien. Si no te sientes cómodo y ya te has esforzado por llegar a un acuerdo sin resultados positivos, es mejor alejarse. Un buen profesional sabe alejarse cuando el tiempo no es adecuado para seguir luchando. Esa no será la única batalla que lucharás, ¡aún te quedan muchas por ganar!

Conclusión

Siendo respetuoso cosecharás buenas relaciones de trabajo, todos estarán más cómodos contigo y disfrutarán de compartir una parte de sus vidas con alguien tan profesional, respetuoso y maduro. Recuerda no involucrar demasiado tus sentimientos, estar a la altura de la situación y defender tu punto de vista, porque importa, y mucho. Y si alguien es muy insistente, déjalo ir.

No necesitas discutir ni disfrazar tu punto de vista para estar siempre de acuerdo con todos. Hay una manera apropiada para presentar tus argumentos, y ese esfuerzo también merece ser recompensado con un esfuerzo de igual magnitud.

Cómo ser diplomático en tu trabajo

Referencias

  • Boogard, K. 6 Smart Ways to Disagree With Someone Respectfully. Para Inc. [Revisado en septiembre de 2017]