¿por qué actuar como una persona mayor te puede hacer más feliz?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, promedio 5,00 de 5)
Cargando…

Cuando pensamos en envejecer nos asustamos con la idea de que nuestra salud física y nuestras habilidades cognitivas se deterioren a medida que pasa el tiempo, pero no todo es para asustarse. Se ha descubierto que nuestra salud mental mejora y nos somos más felices con cada año que pasa. Esto se llama “la paradoja del envejecimiento“: nuestra felicidad aumenta porque nuestra percepción del mundo cambia.

La forma en la que definimos nuestras metas cambia con el tiempo, una persona joven hará cosas que no disfruta para cumplir sus metas, mientras que una persona mayor se concentra en las cosas de la vida que realmente disfruta.

Descubre cómo te puede beneficiar empezar a pensar como una persona mayor.

Beneficios de actuar y pensar como una persona mayor

5 actitudes de las personas mayores que te harán más feliz

1. Tomar tiempo para disfrutar el presente

La gente joven siempre tiene un pie en el futuro, ya sea preocupándose por su próximo examen, planeando qué ponerse para la fiesta de esta noche o preparando una reunión importante, en cambio las personas mayores se enfocan más en el aquí y el ahora.

Algo parecido a esto es practicar mindfulness ,que significa tener conciencia plena de nuestros pensamientos, sentimientos, sensaciones corporales y del ambiente que nos rodea en cada momento.

Según esta filosofía, para comenzar el día de la mejor forma debes elegir una alarma que disfrutes, tomar un vaso de agua antes de tomar café y tomarse un momento para salir y observar la naturaleza.

Cómo aprender a disfrutar del presente

2. Elegir ser positivo

Al poner a un grupo de personas, tanto jóvenes como mayores, a ver fotos con imágenes agradables y desagradables, como cachorros, accidentes automovilísticos, puestas de sol, entre otros, las personas jóvenes tendieron a fijar su atención en las cosas desagradables y tener reacciones fuertes hacia ellas, mientras que las personas mayores desviaban su mirada de lo malo y se concentraban en las imágenes agradables.

Para lograr imitar esto se puede usar el entrenamiento mental propio de los monjes budistas, que consiste en concentrarse en nuestro proceso interno en vez de en los estímulos externos. Esto es, si vemos algo que nos disgusta, en vez de prestarle atención, concentrarnos en nuestras emociones.Envejecer te hace más positivo

3. Repensar tu vida laboral

Entrar lo más rápido posible en el mundo laboral es algo que muchas personas jóvenes tienen en mente, y no solamente eso, también piensan en trabajar de forma exhaustiva para llegar a la cima de sus carreras a los 30-40 años. Sin embargo, esta no es la mejor idea.

Ir a un paso tan acelerado en nuestra vida laboral acaba rápidamente con nuestra juventud y nos puede llevar a un retiro temprano, que aunque suene como un descanso bien merecido puede tener consecuencias negativas, ya que se ha demostrado que las personas que trabajan hasta una edad avanzada tienen menos probabilidades de desarrollar Alzheimer.Trabajar siendo mayor previene el Alzheimer

4. Nunca dejar de crecer

La educación no tiene que limitarse a la universidad. Tomarse un año sabático para recorrer el mundo y hacer cursos de materias que te interesen más allá de tu carrera te puede ayudar a crecer como persona y a estar más feliz contigo mismo.

Las personas mayores que tuvieron más formación durante su vida y se siguen interesado en aprender cosas nuevas son más capaces de vivir independientemente que aquellos con pocos años de formación o poco interés por aprender.Sigue con tu formación aunque seas mayor

5. Tener menos amigos

Cuando se trata de amigos, menos es más. Tener menos amigos te permite crear lazos más fuertes y significativos que gastando una gran cantidad de energía manteniendo muchas amistades.

Las personas mayores usualmente tienen mejores matrimonios, amistades más significativas y menos conflictos con sus familiares que las personas jóvenes. En general tienen relaciones más fuertes.

Aunque no lo parezca, concentrarse en un menor número hace que las personas mayores sean menos solitarias que las personas jóvenes.Las personas mayores tienen mejores relaciones personales

Conclusión

Envejecer no es tan malo como lo pintan, al parece el secreto de la felicidad es que te salgan unas cuantas arrugas. Al ser conscientes de los pocos años que les quedan de vida, las personas mayores tienen una visión diferente del mundo que les permite disfrutar de las cosas que los hacen felices sin preocuparse tanto por el futuro o por las cosas desagradables que los rodean.

¿Quieres ser más feliz? Deja de preocuparte en lo que podría pasar mañana y comienza a disfrutar lo que está pasando ahora. Deshecha tus relaciones tóxicas y crea lazos más fuertes y duraderos con tus amigos verdaderos.

Referencias

  • Krueger, H. How Acting Like an Old Person Actually Makes You Happier. Para Livestrong. [Revisado en agosto de 2017]