Cómo evitar problemas digestivos mientras montas en bicicleta

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, promedio 5,00 de 5)
Cargando…

Los problemas estomacales, tales como gases, hinchazón y reflujo ácido son bastante comunes en los ciclistas, e irónicamente están causadas por factores muy simples. Por ejemplo, la distensión (esa sensación de inflamación en el abdomen) es causada por un gas.

En general, cuando hacemos ejercicio, los intestinos no reciben tanto flujo de sangre porque la sangre disponible se dirige al corazón y los músculos. Ese es el principal motivo de que podamos sufrir problemas digestivos durante nuestros trayectos en bicicleta.

“Mientras más ejercicio realices, en mejores condiciones estarás físicamente pero los intestinos no reciben los mismos beneficios del ejercicio como lo hacen el corazón y los pulmones” explica el experto en medicina deportiva, Michael Ross.

Descubre como conseguir que tus paseos en bicicleta sean menos dolorosos.

¿Qué podemos hacer para evitar gases o problemas estomacales?

1. Cambia o ajusta tu posición

“Algunas personas sufren de acidez o reflujo. Esto puede ser porque no existe un movimiento regular de los intestinos”, explica Ross.

Si notas que el estómago duele mientras estas arriba de la bicicleta, bien sea en la carretera o el ascenso de una montaña, es posible que ajustando la posición de la bici los dolores sean menos agresivos.

La posición encorvada en una bicicleta, puede ser el motivo principal del problema de flujo de la sangre, por lo que mejorar la posición y enfocarte en la comodidad puede aliviar la presión en el abdomen.

2. Evita comer en exceso

Ross dice que uno de los principales problemas que ve en los ciclistas es una tendencia a comer demasiado. “Los ciclistas piensan que necesitan ingerir 4.000 calorías. He estado en conversaciones rodeado de ellos y oigo la cantidad de comida que comen y pienso: “sólo deberían consumir una fracción de eso”.

Muchas de las cosas que la gente está comiendo son demasiado concentradas, por lo que salen del estómago rápidamente. Es por esta razón que el estómago de los ciclistas se inflaman y llenan de gases: la comida simplemente no puede ser absorbida.

Para evitar esto,  el consumo de calorías debe estar en consonancia con la duración del viaje.

alimentacion balanceada en ciclistas

3. Hidrátate bien

Ingerir la cantidad adecuada de comida antes de rodar en bici es excelente, pero puede que esto no sea suficiente si no bebes agua en las mismas proporciones.

Recuerda siempre llevar una botella de agua contigo, de esta manera evitarás la deshidratación, gases o inflamación estomacal.

Lamentablemente, una vez que comienza la hinchazón estando en la bici no hay mucho que hacer. Si hiciste caso omiso,no te hidrataste lo suficiente y estás presentando alguna molestia, una buena opción es tomar agua natural para diluir lo que hay en el estómago.

Si la molestia sigue, puedes bajar la intensidad del pedaleo o incluso, volver a casa.

hidratarse correctamente en ciclismo

4. Ingiere los alimentos que mejor te sienten

No importa si cambias a diario tu ruta o duración en la bicicleta. Si eres propenso al dolor de estómago en la bici, ingerir algo distinto a diario no te hará mejorar. Encuentra lo que funcione para ti y aférrate a ello.

Ross aconseja mantener las cosas simples. La Vitamin Water o agua vitaminada es una excelente opción cuando has pedaleado por un largo tiempo. Además de que puedes conseguirla en cualquier tienda o gasolinera, rinde más porque debes diluirla en agua natural para conseguir la proporción adecuada de carbohidratos/agua al día.

5. Si todo lo anterior falla, viaja en la parte trasera del grupo

A veces solo tienes que aceptar que puedes tener un paseo lleno de gases.

Si estás con un grupo de ciclistas, la mejor opción es que viajes de último y así evitar incomodar a otros y a ti mismo. Tómalo con calma y disfruta el viaje.

pelotón ciclista

Referencias:

  • Molly Hurford. Tips to Make Your Belly Happy on Every Ride. Para: bicycling  [Revisado en Noviembre de 2015].