Vitamina D

La vitamina D es un nutriente esencial para el cuerpo. Aporta numerosos beneficios a la salud y ayuda de manera especial a mantener nuestros huesos fuertes.

¿Cómo podemos obtener Vitamina D?

Curiosamente este nutriente puedo obtenerse de nuestro propio cuerpo, ya que la piel la produce bajo la exposición al sol. En la temporada de verano el cuerpo es capaz de autoabastecerse de casi toda la vitamina D que necesita, pero no ocurre lo mismo en invierno. También hemos de tener en cuenta que tomar el sol sin protección implica riesgos como el de desarrollar cáncer de piel, por lo que siempre ha de aplicarse protección solar antes. Teniendo en cuenta estos factores es recomendable que intentemos conseguir la vitamina D que necesitamos por otros medios.

Por desgracia esta vitamina se encuentra solo en bajas proporciones de forma natural en los alimentos. Los pescados como la caballa, el salmón o el atún son los alimentos más ricos en vitamina D. También podemos encontrarla en menor cantidad en la yema de huevo o el queso.

Suplementos de vitamina D

Es complicado obtener toda la vitamina D que necesitamos a través de la alimentación, por lo que en el mercado existen una gran variedad de suplementos alimenticios que incorporan la vitamina D a nuestro cuerpo. Se pueden adquirir complejos vitamínicos, que incorporan otras vitaminas necesarias para el cuerpo además de la vitamina D, en forma de comprimidos. Cada producto tiene una composición diferente por lo que debemos prestar atención a la cantidad diaria recomendada en cada caso. Estos complejos suelen contener además de la vitaminaD, las vitaminas B, C, A y E.

Beneficios de la vitamina D

La vitamina D ejerce una influencia especialmente positiva en la salud de nuestros huesos y nuestra piel. Es muy beneficiosa para nuestra salud ósea ya que provoca que nuestro organismo absorba mucho mejor el calcio y regula los niveles de fósforo. Si consumimos la cantidad de calcio adecuada pero nos falta vitamina D, parte de ese calcio no llegará a ser absorbido por nuestro cuerpo. La vitamina D también favorece al sistema nervioso y la musculatura y participa en el proceso mediante el cual se coagula la sangre, además de mejorar nuestro sistema inmunitario. 

%product_previous_price% %product_price%
%product_title%