El fútbol, cada vez con más volumen muscular

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!

Contenido del artículo

A pesar de que sigue siendo un deporte en el que la ganancia de músculo no es uno de los aspectos más importantes, la tendencia es que cada vez haya más futbolistas que apuestan por un físico prodigioso para dominar otras facetas del juego.

Hace ya muchos años que el entrenamiento y la preparación física vienen desarrollándose a unos niveles altísimos en el fútbol profesional. Una de las tendencias que cada vez encontramos más a nivel individual es la potenciación de volumen muscular por parte de muchos jugadores, cuyo objetivo es ser más poderosos que sus rivales para ganarles en algunos aspectos claves del juego.

Un cambio en el juego

El físico cada vez cobra mayor importancia en un fútbol que ha cambiado mucho en los últimos tiempos. Diego Pablo Simeone comenzó a dotar de algunas herramientas al Atlético de Madrid para que un equipo bueno pudiera competir contra los mejores solo aplicando un mayor desgaste en cada partido.

Con ese método, el cuadro rojiblanco ha conseguido ganar dos Ligas Santander o llegar a dos finales de la Champions League, competiciones de las más importantes en uno de los deportes de mayor influencia mundial en las que los colchoneros han obtenido un puesto privilegiado en sus pronósticos de cada partido. De esa manera le han dado la vuelta al binomio de Real Madrid y FC Barcelona en España.

Cada vez más habitual

Desde ese punto de partida, hemos llegado a un momento en el que no solo los equipos apuestan por mejorar el físico, sino que también lo hacen unos jugadores entre los que cada vez encontramos más hombres muy musculosos.

Si a finales de la década del 2010 el brasileño Hulk sobresalía por sus prominentes músculos en Europa, donde no encontraba comparación, cada vez más han ido saliendo futbolistas que han optado por esa tendencia. Sin ir más lejos, el español Adama Traoré, internacional en la era de Luis Enrique y ahora de vuelta al FC Barcelona, también destaca por su imponente físico. Pero tenemos muchos más ejemplos de jugadores muy musculosos como es el caso de Romelu Lukaku, Cristiano Ronaldo o Alexis Sánchez.

Se ha demostrado que un gran volumen muscular afecta directamente en el rendimiento individual de los futbolistas profesionales, y no en contra como se pensaba hace tiempo. Sin embargo, lo cierto es que también hay muchos aspectos del juego que quedan fuera del apartado físico y que no se pueden entrenar en un gimnasio como son la toma de decisiones, la táctica o la técnica.

Por lo tanto, el fútbol es un deporte especial en el que la musculación es importante a nivel individual y permite a los más destacados en esa faceta ganar más saltos, tener un esprint más rápido o aguantar más tiempo al 100 % en un partido.

En resumen, se ha comprobado que el volumen muscular cada vez es un apartado más trabajado en el fútbol profesional y no es tan extraño ver a jugadores con un físico destacado como hace apenas 10 años. Por ello, es una prácticamente que posiblemente siga creciendo y se convierta en otra cualidad de los futbolistas a tener en cuenta.

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!

Deja un comentario

¡Suscríbete y recibe nuestros últimos artículos directamente en tu correo!