Todo lo que deben saber los halterófilos acerca de la grasa corporal

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars Puntúa el artículo
Cargando…

Admitámoslo: la halterofilia no es un deporte demasiado popular, al menos no entre quienes jamás han pisado una sala de pesas en su vida. Y es que, si pidiésemos la opinión de 10 personas en la calle, con seguridad al menos 7 de ellas dirían que no se arriesgarían a practicar esta disciplina por las siguientes razones: los halterófilos no lucen atléticos o no parecen saludables.

Como todos los deportes tienen sus contras, la cruz de los halterófilos es la grasa corporal que acumulan. Ciertamente, los vientres generalmente blandos y las mejillas gordas que algunos exhiben no gozan de mucha popularidad, pero hay una explicación para que los halterófilos tengo algo más de grasa corporal.

Dejando los mitos de lado, hay varias razones por las que la grasa corporal y el levantamiento de cargas pesadas van de la mano. Descubre por qué es importante la grasa corporal para un halterófilo.

Peso corporal adecuado para la halterofilia

Mitos sobre la grasa corporal y la halterofilia

Existen muchos mitos que rodean a la halterofilia, pero sin duda los que se refieren a la grasa corporal son los más equivocados. Estos son probablemente los 3 que más se suelen escuchar:

La grasa ayuda a soportar peso

Que se necesite masa para mover otra masa es algo que todos damos por hecho, pero cuando se trata de levantar peso no es tan sencillo. Para levantar peso necesitamos tensión y la grasa no se tensa; el músculo, sí.

Influencia de la grasa corporal en halterofilia

La grasa corporal equilibra la carga

Existe la creencia de que tener algo de grasa extra en el vientre ayuda a equilibrar el peso de la barra olímpica sobre la cabeza. Es cierto que la grasa actúa como lastre pero, en todo caso, es más importante que los músculos de la espalda, hombros y piernas se tensen para soportar el peso.

Porcentaje de grasa corporal necesario en halterofilia

La elasticidad de la grasa aumenta la velocidad de levantamiento de la carga

Quizá este es el peor de todos los mitos. La idea de que la grasa de abdomen sea elástica y que esa elasticidad genere mayor velocidad al levantar el peso está tan extendida como negada por la ciencia. Esa supuesta elasticidad es solo flacidez, y no ayuda en absoluto al desarrollo de velocidad.

¿Es útil la grasa corporal en halterofilia?

¿Por qué los halterófilos acumulan grasa ?

Lo primero que necesitamos hacer es sacar de nuestra cabeza la idea del cuerpo ideal del atleta. Las viejas esculturas griegas de atletas olímpicos nos han hecho creer que un cuerpo óptimo para el ejercicio debe ser delgado y de músculos firmes. Y eso está bien para la mayoría de los deportes, pero en la práctica, el cuerpo ideal de un atleta es el que le permita llevar a cabo su tarea específica.

En muchos deportes, la capacidad cardiovascular y el tono muscular deben guardar un equilibrio, pero en la halterofilia la fuerza y la capacidad mecánica propias del músculo son lo esencial. Así, el objetivo principal de los halterófilos es aumentar el tamaño de sus músculos progresivamente, con miras a aumentar su fuerza.

Al principio, los atletas que empiezan a levantar peso ganan músculo rápidamente. El estímulo repentino en un cuerpo poco preparado permite que el músculo se acumule fácilmente en los primeros meses, sin guardar demasiada grasa. Sin embargo, con el tiempo esa capacidad se entorpece, y la grasa -necesaria para construir masa- se acumula más fácilmente que el músculo. Es por eso que los halterófilos con carreras prolongadas y esforzadas suelen acumular más grasa.

¿Es necesario acumular grasa para practicar halterofilia?

¿Es posible ganar demasiada grasa en halterofilia?

Viejos estudios realizados entre atletas soviéticos de halterofilia confirman lo dicho hasta ahora: cuánta más avanzada sea la categoría de levantamiento, el peso corporal y el porcentaje de grasa se incrementa.

En promedio, los halterófilos de peso corporal moderado pueden tener concentraciones de grasa corporal inferiores al 10%. Cuando hablamos de atletas de entre 90-100 kg , ese porcentaje sube a 12%-13%. Los atletas cuyo peso va por encima de los 110 kg, en cambio, comienzan a superar rápidamente las concentraciones del 15% de grasa corporal.

En este sentido,un atleta que ronde 135 kg, por ejemplo, solo podría ganar 1 kg de músculo si está dispuesto a ganar unos 2-3 kg de grasa corporal. En relación a esto, la pregunta lógica que muchos se hacen es: ¿cuánta grasa es aceptable en la halterofilia? ¿Hay un límite?

Aunque los límites de la fuerza humana pueden sorprendernos, la verdad es que en la halterofilia cada atleta tiene su propio techo. Tomemos por ejemplo, los casos de Vasily Alexeev y Andrei Chemerkin. Ambos eran fuertes, pero rondar los 180 kg hacia el final de sus carreras hizo que su desempeño desmejorara notablemente debido al mayor lastre de grasa, claro y también a que el mismo exceso de grasa comprometía el movimiento de las articulaciones. Al final, no se puede mantener este ritmo de ganancia de masa por siempre.

¿Cuánta grasa corporal se debe tener en halterofilia?

Factores influyentes en la composición corporal de los halterófilos

La alimentación y el nivel de entrenamiento no son los únicos aspectos que influyen en la grasa que acumulan los halterófilos. También, la estatura y la propia composición genética de la persona pueden afectar su desempeño, desequilibrando el balance músculo-grasa aun más.

Los estudios realizados en atletas soviéticos que mencionábamos antes fueron realizados solo en hombres. Si se hiciera un estudio similar actualmente, habría que considerar también a las atletas de élite. Por naturaleza, las mujeres necesitan mantener mayor grasa subcutánea que los hombres, y también desarrollan musculatura con mayor dificultad (especialmente en el tren superior del cuerpo). De este modo, un mujer que practique la halterofilia en un nivel avanzado exhibirá mucha más grasa que su contraparte masculina.

Por último, otro factor que acaba siendo determinante es el envejecimiento. La mayoría de atletas necesitan ganar más peso corporal a partir de los 30 años para mover cargas que antes les resultaban más sencillas. Eso se debe a que a esta edad el cuerpo empieza a absorber los nutrientes con menos eficacia. Esto se traduce en la necesidad de más masa muscular para compensar esto, lo que significa tener que lidiar con un poco más de grasa.

Cantidad de grasa corporal necesaria en halterofilia

Conclusión

No dejes que la forma de tu cuerpo sea un obstáculo para lograr tus metas en la halterofilia: si necesitas ganar algo de músculo y soportar grasa extra, hazlo, pero siempre escucha a tu cuerpo. Crea planes de alimentación y entrenamiento para cuando estés cerca de una competición y para cuando estés fuera de temporada. De ese modo, podrás lograr buenos resultados, sin necesidad de vivir siempre con tu cuerpo al extremo.

 

Referencia

  • Archibald, D. What Weightlifters Should Know About Body Fat. Para Breaking Muscle. [Revisado en mayo de 2018].