¿Es posible perder masa muscular cuidando tu salud?

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Parece ser que la masa muscular se relaciona directamente con una buena salud y una mayor longevidad. ¿Qué hay de cierto en esto? ¿Podríamos decir que estamos sanos, pero a la vez perder masa muscular? En este artículo te lo descubrimos

El músculo

La masa muscular puede considerarse un factor esencial si queremos gozar de buena salud. El músculo es más que estética. La glucosa en sangre, la presión sanguínea, incluso el ritmo del corazón se ven modificados por la cantidad de masa muscular con la que cuenta nuestro organismo.

Antiguamente, el músculo solo se veía como una parte del sistema locomotor. Era ese tejido cuya única función consistía en ayudarnos a movernos o desplazarnos y a mantener una buena postura corporal.

Poco después fue considerado un elemento esencial en la estética corporal. Un cuerpo con músculo se consideraba más estético que otro que no tuviese tanto tejido muscular, por lo que ganar tejido muscular se convirtió en un mera moda.

Actualmente se tiene una visión más amplia de este tejido. Se sabe que el músculo puede considerarse incluso un órgano endocrino debido a las funciones metabólicas con las que se le ha relacionado.

Cómo evitar la perdida de masa muscular entrenando en casa

La sarcopenia

La sarcopenia se ha definido como la pérdida generalizada y progresiva relacionada con la edad de la masa muscular, la fuerza y la función física del esqueleto (Rosenberg, 1997). Equivocadamente, cuando se habla de sarcopenia suele entenderse como un proceso al que afecta solamente al individuo en su tercera edad, por lo que no se le suele prestar suficiente atención.

Sin embargo, lo cierto es que se ha demostrado que a partir de los 30 años de vida comienzan a desregularizarse ciertas hormonas que influyen en el cambio de la composición corporal, reduciendo en ciertas ocasiones considerablemente el porcentaje de masa muscular del individuo: por ejemplo, se ha llegado a evidenciar que después de los 30 años, la secreción de la hormona del crecimiento o GH comienza a declinar a razón de casi un 1% por año. Esto, a la larga, puede producir serios problemas para el organismo, llegando en último lugar a la incapacidad física.

Aunque debemos tener en cuenta que el déficit de masa muscular se puede producir en todas las edades, es mucho más notorio a partir de la tercera década de edad. Por ello, el ejercicio físico en cualquier etapa de nuestra vida se vuelve imprescindible si queremos conservar nuestra musculatura intacta, y reducir así los efectos de la sarcopenia.

¿Es posible perder masa muscular cuidando tu salud?

Es una pregunta que muchos y muchas os estaréis haciendo. Si tenemos en cuenta las funciones de nuestro tejido muscular, no sería una buena opción deshacernos de él. Si pierdes músculo, estás perdiendo salud, porque el músculo es algo más que estética: nos aporta una regulación hormonal que hace que nuestro organismo se encuentre saludable. 

Y, por supuesto, es muy importante no confundir perder peso o grasa con perder masa muscular. Adelgazar y bajar de peso es saludable en general, siempre y cuando lo que estamos perdiendo sea grasa: pero, si la pérdida de peso procede de la masa muscular, no lo estás haciendo bien.

Es muy frecuente subirse a la báscula, ver que el dígito no corresponde con lo que nos gustaría y decidir restringir alimentos. Esta práctica sin control y sin ningún tipo de programación hará que comencemos a bajar de peso muy rápido. Pero lamentablemente este peso perdido de manera exprés no hace referencia a la pérdida de grasa como tal, sino de glucógeno y masa muscular. Por lo tanto, tu salud se verá afectada.

Conclusión

Si consideras que te sobran unos kilitos de más, deberás ponerte en manos de un profesional y que sea él o ella quien paute tu alimentación. Tu principal objetivo será tratar de cambiar tu composición corporal, es decir, cambiar la cantidad de materia grasa que tiene tu organismo, aumentando o disminuyendo lo mínimo posible la cantidad de masa muscular.

Referencias

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

1 comentario en «¿Es posible perder masa muscular cuidando tu salud?»

Deja un comentario

Desayuna con Entrenamiento.com
en tu e-mail

Suscríbete gratis a Entrenamiento.com y recibe cada mañana nuestros últimos artículos, 100% libre de spam.