Cómo encontrar el ritmo de brazada perfecto en natación

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars Puntúa el artículo
Cargando…

Cuando se habla de natación es común encontrar muchas opiniones contrarias sobre en qué enfocarse para desarrollar una buena técnica; para la cual es necesario entrenar la patada, la brazada, el ritmo o la posición del cuerpo. Sin embargo, todos estos componentes son los que integran esa técnica ideal.

Ahora bien, cuando se habla de un movimiento tan crucial como la brazada sucede algo parecido. Unos opinan que para ser eficiente y rápido a la hora de nadar es necesario enfocarse en la frecuencia de la brazada, también llamada tempo, mientras que otros concuerdan con que es la longitud de la brazada, es decir, la distancia recorrida por brazada la que debe recibir mayor importancia. No obstante, la experiencia y el éxito de muchos atletas han demostrado que ambos aspectos son determinantes para ser efectivos en la piscina.

Descubre los factores que debes tener en cuenta para encontrar el ritmo de brazada ideal en natación.

Encontrar el ritmo perfecto de brazada en natación

1. ¿Qué factores influyen en una brazada eficiente?

Los expertos coinciden en que la brazada logra su cometido cuando reúne la mayor cantidad de agua posible y reduce el arrastre del cuerpo, pero ¿qué hacer para que esta sea eficiente?

Para alcanzar la efectividad en la brazada, es necesario tener en mente dos factores: la frecuencia de la brazada y su longitud.

Cómo hacer que las brazadas sean más eficientes

1.1 Frecuencia de la brazada

El primero, consiste en el ritmo o tiempo por golpe. Este se mide desde el momento en que la mano derecha ingresa al agua y termina cuando esta entra nuevamente. La medida del tempo está representada en segundos y suele ser de 1,2 a 1,8 segundos para hombres y de 1,2 a 1,4 segundos para mujeres, considerando a ambos nadadores de distancia rápida.

El tempo en la brazada se compara a la cadencia en el ciclismo y su importancia es tal, que influye en la posición del cuerpo y en la velocidad de nado del atleta. Un estudio realizado en un Campeonato Mundial de Triatlón, determinó que los deportistas masculinos que ocupaban la delantera mantenían un ritmo de 1,3 a 1,6 segundos de brazada, cifras que coincidían con las mujeres que lideraban las pruebas, mientras que los competidores que se encontraban en la segunda o tercera posición tendían a ritmos más desiguales.

Cómo mejorar la eficiencia de tus brazadas

1.2 Longitud de la brazada

El segundo factor, se basa en la distancia recorrida por brazada y se mide en el número de golpes por metros. En promedio, los atletas de distancia rápidos cuentan, si son hombres, alrededor de 30 brazadas, mientras que las mujeres cuentan entre 35 a 45 brazadas, en una distancia de 50 metros.

Es necesario considerar que la longitud de la brazada puede verse afectada por la posición del cuerpo en el agua, el tipo de cuerpo del atleta, la fuerza implementada en el golpe y el agarre. Dicho esto, para encontrar el ritmo perfecto en la brazada es esencial establecer un equilibrio entre el tempo y la distancia por golpe. No hacerlo, puede acarrear problemas de eficiencia, velocidad, lesiones, por movimientos incorrectos, y frustración por no lograr un buen tiempo o resultado.

Factores cruciales para encontrar el ritmo de brazada perfecto

Cómo hallar el ritmo de brazada perfecto

A la hora de desarrollar el tempo y la distancia por golpe debe tenerse en cuenta que ejercicios como 10 series de 400 metros, ralentizan el ritmo y la longitud de la brazada. Lo mismo sucede con utilizar aletas continuamente: su uso extensivo puede distorsionar la forma en la se percibe el agua, disminuyendo el agarre, tempo y longitud.

De este modo, los expertos recomiendan 3 series de entre 300 a 400 metros, donde se alterna el uso de aletas y el refuerzo de la patada y la brazada, así como 8 series  de 50 metros para el calentamiento. Si, en cambio, se quiere un entrenamiento más fuerte, aconsejan realizar 4 series  de 75 metros, en los cuales 25 metros sean de patada y 50 de nado con 15 a 20 segundos de descanso y 40 series  de 25 metros, con intervalos de 20 segundos de descanso.

Ejercicios beneficiosos para hallar el ritmo perfecto de la brazada en natación

Conclusión

Para lograr el ritmo perfecto en tu brazada de natación, es vital tener en cuenta que el tempo y la distancia por golpe son cruciales. Sin embargo, esto no se logra de la noche a la mañana, sino con mucho entrenamiento y esfuerzo. Además, se debe ser consciente que no cualquier ejercicio nos ayudará a mejorar estos dos aspectos. Por eso, es necesario preguntar a un entrenador o experto qué tipo de entrenamiento es el más adecuado para cada factor.

Referencias

  • Floyd, T. How to Perfect Your Swim Tempo. Para Active. [Revisado en junio de 2018]