Botellas deportivas, las mejores aliadas para una correcta hidratación

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!

Contenido del artículo

Cuando hacemos deporte o vamos al gimnasio, un elemento imprescindible que debe estar junto a nosotros son las botellas deportivas. Es cierto que a veces pensamos que cualquier botella es ideal para hidratarnos en el momento que hacemos ejercicio. Sin embargo, hay productos que son más idóneos que otros y que pueden conseguirse fácilmente. La razón es que poseen características concretas que permiten al deportista disfrutar del agua a una temperatura ideal, mientras que a lo anterior se suma un agarre perfecto.

Por otro lado, la boquilla a la hora de beber no siempre es la misma y tampoco podemos negar que la estética no nos importe. Asimismo, es necesario señalar que dependiendo del uso que la queramos dar las botellas deportivas pueden ser más grandes o más pequeñas. De este modo, siempre hay un elemento de estas características ideal para cada usuario. Solo hay que dar con el modelo perfecto.

¿Por qué es tan importante beber agua durante la actividad deportiva?

La importancia de tener una botella deportiva no solo se basa en la comodidad, sino que es una forma de inspiración a la hora de hidratarse mientras se practica cualquier deporte. La razón es que cuando uno apuesta por el producto adecuado, disfruta más de lo que este aporta. De este modo, un mejor agarre, un buen tamaño o una buena temperatura del líquido invita a sacar lo mejor de cada usuario que se encuentra desarrollando cualquier tipo de actividad física.

Hay que tener en cuenta que el esfuerzo físico aumenta la sudoración. Por lo tanto, el organismo pierde agua que necesita para encontrarse en su mejor estado. De este modo, controlar lo que se bebe es imprescindible para conseguir los objetivos que cualquier persona se proponga.

botellas deportivas

¿Cuánta agua es necesario beber?

Los expertos recomiendan que un adulto en condiciones normales debe beber dos litros de agua al día. Sin embargo, si hace mucho calor hay que aumentar la cantidad, al igual que cuando se realiza ejercicio. Asimismo, hay que tener en cuenta qué tipo de actividad se está realizando y durante cuanto tiempo. Por otra parte, también hay que analizar las características físicas de cada individuo.

El sesenta por ciento del cuerpo está compuesto por agua. Si se hace deporte, el organismo va reduciendo este porcentaje. Por esta razón, hay que beber antes, durante y después de realizar ejercicio físico. De este modo, podemos decir que después de correr una hora, el cuerpo humano pierde 1,8 litros; después de una hora de natación, pierde 0,5 litros; y después de un partido de baloncesto, pierde 1,5 litros.

¿Qué significa para el cuerpo mantenerse hidratado?

Que el organismo se encuentre constantemente hidratado provoca lo siguiente:

  • Mayor facilidad en el transporte de vitaminas, nutrientes y minerales.
  • Activación de las enzimas esenciales capaces de ofrecerle al cuerpo la energía que necesita día a día.
  • Las toxinas y las impurezas del organismo se eliminan de manera más sencilla.
  • Los tejidos y las articulaciones tienen una lubricación idónea para su movimiento.

¿Qué ocurre durante la deshidratación?

Existen diferentes niveles de deshidratación. Estas son las características de cada una de ellas:

  • Deshidratación leve: empiezan a notarse síntomas de sed. A esto se suma malestar, pérdida de apetito, debilidad, fatiga, dolor de cabeza y pérdida de peso corporal.
  • Deshidratación moderada: La piel se muestra seca y sin elasticidad. La orina es escasa y tiene un color más oscuro.
  • Deshidratación severa: Llegados a este punto, el cuerpo muestra problemas de equilibrio, espasmos musculares y confusión mental. A todo lo anterior se suma el aumento de la frecuencia cardíaca, la dificultad para hablar y la variación de la temperatura del organismo
botellas deportivas

Características de las botellas deportivas

A veces, las personas necesitan una inspiración para comenzar el camino correcto. Por ello, comprar un artículo que nos anime a hidratarnos es primordial si queremos hacer deporte. Como ya hemos visto en los párrafos anteriores, existen numerosos modelos de botellas deportivas. Por ello, hay que tener en cuenta algunos factores a la hora de hacer la compra ideal.

Uso de las botellas deportivas

Uno de los puntos que hay que tener en cuenta a la hora de seleccionar una botella deportiva es el uso que se le va a dar. Por ello, si en el lugar en el que se va a entrenar hace mucho calor o se desea que el agua que almacene en su interior se encuentre siempre fresquita, la mejor opción es apostar por una de acero inoxidable. Este material permite proteger el líquido de la humedad externa, de los rayos del sol y de la contaminación. Es más, si se desea tomar una infusión caliente en vez de agua fría cuando se entrena, estos elementos también mantendrán la temperatura.

Por otro lado, se trata de botellas deportivas que soportan muy bien los golpes y apenas pesan, por lo que son muy cómodas de llevar sin ningún tipo de preocupación.

¿Te cuesta beber agua?

Si eres de esas personas a las que les cuesta beber agua de manera constante, existen botellas deportivas con infusor para frutas. Esto provoca que el líquido ofrezca un sabor delicioso que capte la atención de cualquier deportista y le apetezca dar pequeños sorbos a medida que pasa el tiempo. En estos casos la varilla infusora, que es donde se introducen los trozos de fruta, se puede quitar, por lo que se puede usar también como botella normal.

Deportes de aventura y camping

Si eres de esas personas a las que les encantan los deportes de aventura o les apasionan irse de camping, las botellas con filtro son ideales en estos casos. La razón es que permiten potabilizar el agua. Por otro lado, son una alternativa muy ecológica. Con todo, es posible rellenar la botella en cualquier río o lago, transformando un líquido que en principio no parece potable, en uno apto para el consumo de las personas.

Cuidado del medio ambiente

Llegados a este punto, todavía habrá personas que piensen que no hace falta analizar tanto una botella de agua deportiva cuando se puede comprar una botella económica de plástico en el supermercado. Sin embargo, deben darse cuenta de que adquirir botellas deportivas es esencial para cuidar del medio ambiente. Al reutilizar el mismo material una y otra vez, no se generan basuras ni ningún tipo de desperdicio. Por lo tanto, la naturaleza se mantendrá más limpia y auténtica.

La inversión es mínima y las ventajas que provoca son muy elevadas. Por ello, no hay que dudar a la hora de comprar ciertos artículos que vamos a usar de manera constante.

botellas deportivas

Mejores botellas deportivas

Los expertos recomiendan que, para una buena hidratación, es importante beber lento y a sorbos el líquido a lo largo del día. Asimismo, le dan mucha importancia a la calidad del agua, y esto se consigue apostando por un buen envase. De este modo, es importante elegir las mejores botellas deportivas. Por otro lado, las botellas permiten analizar cuánto líquido hemos consumido y durante cuánto tiempo. Esto nos ayudará a calcular si estamos tomando la cantidad debida o, por el contrario, no hemos llegado hasta el objetivo recomendado. Existen diferentes tipos de botellas deportivas dependiendo del material o de la función que cumplan. Las describimos a continuación.

Según la actividad deportiva

  • Para usarla en el gimnasio: Se usan botellas fáciles de transportar y su boquilla facilita dar pequeños tragos en todo momento.
  • Para ciclismo: Se trata de bidones diseñados para que encajen a la perfección en el portabidones de las bicicletas. De esta manera, se puede beber agua sin tener que parar el pedaleo.
  • Para trekking: Suelen ser de diseño metalizado para mantener la temperatura del agua fresca.

Según el material de fabricación

  • De cristal: No se suele recomendar para actividades deportivas intensas al estar elaboradas en un material frágil.
  • De plástico: En el caso de apostar por una botella elaborada en plástico, elige aquellas que estén libres de contaminantes. De este modo, las más aconsejables son las de Tritán, que no contienen BPA. Por otro lado, tienen una gran resistencia.
  • Botella termo de acero inoxidable: Es un material que protege al líquido de cualquier tipo de contaminación. Asimismo, son muy duraderas.
  • De aluminio: Se trata de una opción económica, aunque quizá muy ligera.

Según su funcionalidad

  • Botellas deportivas térmicas: Son capaces de mantener la temperatura a largo plazo, tanto frío como caliente.
  • Botellas deportivas flexibles: Pueden plegarse y son a prueba de fugas.
  • Con filtro o sin filtro: dependiendo de si el líquido que se va a introducir en su interior es más o menos saludable, se necesitará o no filtro.
  • Con infusor de frutas: Para darle un gusto más delicioso al agua.
  • Inteligentes: Tienen funcionalidades adicionales, como recordatorio para beber agua, notificaciones o contador.

Con todo, no olvides seleccionar tu botella deportiva ideal y llevarla siempre junto a ti cada vez que vayas a realizar ejercicio físico. No esperes a estar deshidratado para beber, ve ofreciéndole a tu cuerpo la energía que necesita para entrenar cómodamente. De esta manera protegerás tu salud sin apenas darte cuenta.

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!

Deja un comentario

¡Suscríbete y recibe nuestros últimos artículos directamente en tu correo!