Todo lo que necesitas saber sobre la máquina de remo

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

El cardio puede hacerse muy aburrido si solamente utilizamos la elíptica o la cinta de correr. Afortunadamente, tenemos la máquina de remo que puede proporcionarte mejores resultados en menos tiempo.

El remo es una actividad excelente para cualquier persona ya que es de bajo impacto y por lo tanto poco lesiva para las articulaciones. Además, ejercita varios grupos musculares como los brazos, la espalda, los abdominales y las piernas y es un excelente para perder grasa.

¿Cómo remar como un profesional?

Veamos unos consejos para que en poco tiempo puedas remar con una técnica perfecta:

  • El movimiento de remo o braceo es un movimiento continuo que se inicia agarrando el mango desde el asiento con las rodillas dobladas y los hombros y los brazos apuntando hacia delante.
  • Al principio, los brazos deben estar completamente rectos y las rodillas casi bloqueadas. Desde ese punto, inicia el impulso estirando las piernas y doblando los brazos para llevar el mango a la parte alta del estómago.
  • Es muy importante que no muevas el asiento hasta que empieces a tirar del mango hacia atrás, sino debilitarás tu técnica y podrías tensar demasiado la espalda.
  • El movimiento de impulso finaliza cuando las piernas están rectas, los hombros hacia atrás, los codos doblados y el mango sobre el estómago. Recuerda: ¡nunca bloquees por completo las piernas!
  • Para volver a la posición de inicio, deja que los brazos se estiren y que el torso vaya hacia delante al mismo tiempo que las manos sobrepasan las rodillas.
  • Una vez las rodillas estén de nuevo dobladas y el asiento en la posición de inicio, es momento de reiniciar la secuencia.

remo

¿A qué ritmo debo remar?

Al principio intenta seguir un ritmo de 25-35 brazadas por minuto. Una vez tengas aprendida la técnica puedes seguir diferentes rutinas en función del objetivo que busques:

Quemagrasas

Realiza de 3 a 5 sesiones de 30 a 50 minutos cada una para mejorar tu capacidad cardiovascular y tu forma física a la que vez que quemas calorías. No olvides nunca el calentamiento ni la vuelta a la calma.

HIIT

Empieza con un calentamiento de 5 minutos, después haz 1 minuto lo más rápido que puedas y posteriormente 2 minutos a un ritmo más suave. Repite esta secuencia durante 20-40 minutos.

A medida que mejore tu resistencia y tu capacidad anaeróbica, puedes ampliar el tiempo de remo a alta intensidad hasta 2 minutos, seguidos de otros 2 de descanso.

¿Qué tipos de máquinas de remo hay?

En caso de que no vayas al gimnasio y quieras comprar una máquina de remo para hacer cardio en casa, debes saber que existen cuatro modelos diferentes de máquinas de remo: la de resistencia de aire, la magnética, la de agua y la de resistencia hidráulica.

maquina de remo en casa

La más popular es la de resistencia de aire. Si buscas algo más económico puedes decantarte por una de resistencia hidráulica, mientras que el magnético es el modelo más silencioso y con el que menos molestarías a los vecinos. Por otra parte, las máquinas que funcionan con agua suelen pesar mucho, pero proporcionan junto a las de aire la sensación más parecida a remar en mar abierto.

Sin embargo, en lo que más debes fijarte al comprar una máquina de remo es en que te posibilite un movimiento fluido, más allá de que estéticamente sea más o menos bonita. Por lo tanto, no tengas vergüenza en probarla las veces que sea necesario antes de hacerte con una.

Una vez estés sentado en ella, disfrutarás mucho más haciendo ejercicio a la vez que pierdes peso y mejoras tu forma física.

Referencias

  • Sandry, C. The Best-Kept Secret at the Gym. Para weightwatchers.com [Revisado en Junio de 2015]
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!

Deja un comentario