8 razones por las que estirar el psoas no te está funcionando

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Es común oír mencionar entre deportistas el musculo iliopsoas o psoas; sin embargo otras personas que están habituados a hacer ejercicio conocen este musculo como flexor de la cadera.

Su ubicación va desde la duodécima vértebra torácica hacia abajo, atravesando la parte anterior de la columna, pasando la pelvis hasta llegar al fémur. Por eso precisamente quizás no reciba la atención suficiente que necesita: no está a la vista.

Este musculo es muy importante considerando algunas de sus funciones, como por ejemplo permitirte doblarte hacia adelante para realizar movimientos de estiramientos o fuerza, posibilitar la acción de acercar las piernas a la cadera y pecho para correr, caminar o subir escaleras.

Cómo liberar tensión del psoas

¿Cuándo no es conveniente estirar el psoas?

En algunos casos, realizar movimientos para extender el iliopsoas puede ayudar a sentirte bien, pero hasta ahí, porque en realidad no obtendrás ningún tipo de progreso significativo. Por ello, lo importante es que tengas el conocimiento de cuándo y por qué estirar el flexor de la cadera no ayuda.

¿Es conveniente estirar el psoas?

1. Sufres tendinopatía del iliopsoas

Si has sufrido algún trastorno que te haya causado irritación o inflamación en el tejido del tendón, extender el flexor no te ayudará en nada; más bien al contrario: tienes más posibilidades de demorar la recuperación y continuar deteriorando el tendón.

Cuándo no es conveniente estirar el psoas

2. Padeces una distensión del psoas

Si llegases a tener un desgarre muscular en el iliopsoas, debes tener mucho cuidado ya que este tipo de lesiones son muy delicadas y si piensas que estirar el psoas es conveniente para la regeneración del mismo, estás equivocado, porque extender un musculo dañado lo va a someter a más tensión de lo que se necesita para su recuperación.

3. Te pasas todo el día sentado

Si tu actividad laboral requiere que te sientes frente a un mostrador o escritorio durante todo el día, estirar tu psoas de 5 a 10 minutos no es suficiente. Tal vez te dé una breve sensación de alivio, pero en realidad no va a darte resultados relevantes.

Por qué estirar el psoas iliaco no me alivia

4. El problema no es el psoas

Si no has ido al médico para ver si en realidad es el musculo psoas el problema de tus dolencias, es muy probable que sea otra cosa.

Existen muchos otros trastornos que pueden dar molestias en esa área, como los siguientes:

  • Desgarro del labrum de la cadera.
  • Osteoartritis de la cadera.
  • Cepas inguinales.
  • Bursitis de la cadera.
  • Displasia de cadera.

Sin embargo, algunos medicos con alto experiencia pueden equivocarse y diagnosticar mal el dolor de cadera; por eso es importante que acudas a un buen profesional.

Causas de dolor en la zona del psoas iliaco

5. No tienes en cuenta los músculos opuestos

Uno de los motivos más relevantes por los que estirar el iliopsoas no es conveniente, es porque no estás creando fuerza en los músculos opuestos.

Según la ubicación de tu flexor, los músculos contrarios serían los glúteos y los músculos isquiotibiales. Si no haces nada para fortalecer o ejercitar dichos músculos, es probable que tu psoas siempre sufra dolencias.

6. No haces nada de ejercicio

Un problema del iliopsoas es relativamente el menor de los problemas de los que puede provocar el sedentarismo, pero sin duda hay que tenerlo en cuenta.

Es recomendable  que te mantengas activo para evitar futuros trastornos en el flexor de cadera.

Cuándo no es útil estirar el psoas

7. Estiras mal el iliopsoas

Es frecuente creer que estas estirando el psoas cuando en realidad está extendiendo los glúteos.

Muchas personas al realizar este movimiento se inclinan hacia atrás e involucran a su espalda en lugar de desplazar sus caderas hacia adelante. Por ello, es importante que sepas como hacer los estiramientos correctos.

Cómo estirar correctamente el psoas

8. No inviertes tiempo en los músculos de apoyo

Tu cuerpo es complejo, por eso trabaja en conjunto y en completa armonía con todas sus partes, así que estirar el psoas y dejar a un lado los demás músculos no te sirve de nada-

Es importante que crees un plan de movimiento total que involucre los músculos de la cadera, la espalda y las piernas.

Referencias

Williams, J. 9 Reasons Why Stretching Your Psoas Isn’t Working. Para Breakingmuscle. [Revisado en abril del 2019].

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

¡Únete a nuestro nuevo grupo de ofertas en telegram!

Deja un comentario